La Diferencia entre la Empresa Social y la Responsabilidad Social Empresarial

Es común que exista confusión entre el tema del emprendimiento social con temas de responsabilidad social empresarial, sobre todo cuando no estamos muy familiarizados con ambos conceptos, pues aunque tienen elementos en común cuentan también con características específicas que los diferencian significativamente.

Como hemos visto en entradas anteriores, la empresa social es una organización que utiliza modelos de negocio para alcanzar un objetivo ambiental o social. Su principal negocio o core business se diseña alrededor de su misión social.

Por su parte, la RSE se refiere a las prácticas, estrategias o programas que implementa una empresa “tradicional” para generar un impacto positivo o responsable en la sociedad, sin que esto sea su misión u objetivo principal. Como ejemplo de esto puedes revisar las estrategias de FemsaCemex o Nestlé.

Existen distintos niveles de RSE, por lo que la línea que diferencia a ésta con una empresa social no siempre es tan clara:

  • Existen por ejemplo empresas cuya estrategia de responsabilidad social se limita a una estrategia de vinculación con la comunidad a través de donación ciertos fondos a organizaciones sin fines de lucro para ayudar a la comunidad o a patrocinar algún evento. Este nivel se conoce como “filantropía corporativa”.
  • Un segundo nivel conocido como “Inversión social” o RSE Estratégica se refiere a las empresas que buscan un impacto a largo plazo en la comunidad donde operan, incluyendo programas para mejorar cuestiones laborales, ambientales y de salud, tanto de sus trabajadores como de las personas que viven alrededor de sus instalaciones o sus consumidores, proveedores y clientes.
  • Al nivel más activo de la RSE se le conoce como “Creación de valor compartido” (Shared value creation), y consiste en la incorporación de las estrategias de responsabilidad social a las operaciones principales de la empresa o al core business. Este nivel es el que más se asemeja a una empresa social, e incluso algunos opinan que una empresa que alcanza un nivel de creación de valor compartido constante se convierte en una verdadera empresa social.

Como podemos ver, tanto la empresa social como la RSE buscan que el negocio ayude a resolver problemas sociales o ambientales y tome en consideración los intereses de todos los involucrados (dueños, clientes, consumidores, proveedores, empleados, sociedad en general), pero se diferencian en que la empresa social aborda la solución de dichos problemas a través de sus productos o servicios, o empleando a personas pertenecientes a grupos vulnerables (empresa inclusiva), mientras que la RSE crea el impacto positivo de manera indirecta y muchas veces ligado a programas o iniciativas temporales que no tienen que ver con el negocio principal de la empresa.

Para poder distinguir entonces entre estos conceptos debemos de analizar en dónde están localizados organizacionalmente los objetivos sociales/ambientales. Cada vez que el propósito social o ambiental del negocio pase de estar aislado en un departamento de RSE a convertirse en parte principal del core business de la empresa, estaremos hablando de una empresa social.

Conceptosunboxed